Seguidores

lunes, 31 de diciembre de 2012

AHORA..... (Una canción para la Luz que no falta)



 Justo para estrenar el 2013 traigo al blog estos versos que escribí en un momento oscuro. Tengo la certeza de que alguien lo sopló en mis oidos mientras caminaba frente al mar, ante un horizonte cerrado. Creo que fue el momento de la transformación interior, y la certeza del Amor y la Luz que nunca faltan. Sirvan para adentrarse en el 2013 con el mismo espíritu y la misma confianza. Cántalos con la música que quieras, y así, por lo bajo, conviértelos en tu oración:

Callado por largo tiempo,

Ahora que el viento no está a mi favor,

Me nace de adentro

Un suave silencio con tonos de sol.



Ahora que solo y herido

No tengo camino ni tengo valor,

Empuja de adentro hacia fuera

Una primavera que invita al amor.



Ahora, me digo,

Cuando el enemigo se pone peor,

Yo siento que vuela el amor a mi vera

Y se vuelve canción.



Ahora que es siempre,

 Ahora que es todo,

 Que crece y que siente

En medio del lodo.

 Ahora la vida será bendecida

Y la luz renacida

Tendrá otro color.



Ahora, y mañana,

Y cada semana, y en cada estación,

Habrá una certeza

Donde la pobreza se vuelva ocasión.

 Ahora, tranquilo,

Aguardo en mi nido,

La nueva creación.



Ahora, me digo,

Cuando el enemigo se pone peor,

Yo siento que vuela el amor a mi vera

Y se vuelve canción.




21 de julio de 2012.

viernes, 28 de diciembre de 2012

NAVIDAD....


"Vino a los suyos, y los suyos no lo recibieron".
 (Jn 1, 11)



"Ésta es la palabra que Tú pronuncias
para escrutar nuestro ser desde sus raíces.
Ésta es la sentencia y la pregunta
 y la alegría que sufrimos.
Éste es nuestro juicio, éste es el peso del gozo
que no podemos llevar".

Thomas Merton

jueves, 27 de diciembre de 2012

RELIGIÓN

"La religión de nuestro tiempo, para ser auténtica, debe ser del tipo que escapa prácticamente a toda definición religiosa. Porque hubo definiciones interminables, verbalizaciones incesantes, y las palabras se convirtieron en dioses. Abundan tantas palabras que uno no puede llegar hasta Dios mientras se piense que Él se encuentra al otro lado de las palabras".

Thomas MERTON

miércoles, 26 de diciembre de 2012

LA ESPERANZA DE LA FE

"Parece que todos tenemos que afrontar una tristeza tras otra. Pero no olvidemos la esperanza que la fe nos da. Dios es nuestra fuerza, y ningún tipo de aflicción debería impedirnos comprenderlo. Por el contrario, la aflicción debería ayudarnos a profundizar y confirmar nuestra confianza. Es una vieja historia, pero en la medida en que me concierne, es a la que siempre volvemos. No hay otra". 

Thomas MERTON, Diarios, 1968

LIBROS NUEVOS

 Un nuevo libro de ANSELM GRÜN en librerías:

LA MISTICA: DESCUBRIR EL ESPACIO INTERIOR

ANSELM GRUN, SAL TERRAE, 2012
ISBN 9788429319811

Sinopsis: La búsqueda del espacio interior es una de las imágenes centrales de la mística cristiana. En la oración, en la meditación y en la liturgia, pero también en la naturaleza o en el arte, en la vivencia positiva del amor y del eros, así como en la experiencia de la noche oscura y del dolor, pueden llegar a ser posibles esos toques de la gracia en los que Dios se hace vivencia. Con su proverbial sabiduría, Anselm Grün nos introduce en la mística de la unión con Dios.

 

 

 

 

 

 







martes, 25 de diciembre de 2012

A TODOS LOS AMIGOS Y LAS AMIGAS DEL BLOG, GRACIAS POR LA CERCANÍA Y EL APOYO.
MIS MEJORES DESEOS EN ESTAS FIESTAS.
!FELIZ NAVIDAD, Y UN 2013 LLENO DE BENDICIONES!!!

lunes, 24 de diciembre de 2012

DIOS CON NOSOTROS


“Porque Dios no viene a dividirnos. Y menos aún a enfrentarnos. Dios sólo puede estar en lo que nos une, en lo que no tenemos más remedio que coincidir todos. Dicho sin remilgos: cada día veo más claro que los “dioses” que nos dividen, nos separan, nos humillan o nos enfrentan, son “dioses de mentira”. En Jesús podemos decir que se hace presente Dios porque en Jesús Dios se despoja de las grandezas de lo divino y se funde con lo humano, con lo mínimamente humano, en lo que todos somos iguales.
Si Dios tiene alguna razón de ser, es encontrar respuesta a nuestros anhelos más profundos de humanidad. Lo cual quiere decir que un Dios, que entra en conflicto con lo humano, no puede ser Dios. Por eso el problema no está en Dios. Está en las religiones que nos presentan a Dios, no como respuesta a los anhelos que son comunes a todos los humanos, sino de acuerdo con los intereses y conveniencias de los “hombres de la religión” quienes, a su vez, representan intereses y conveniencias de las que no son conscientes ni los mismos representantes de la religión. Intereses y conveniencias que, en lugar de fomentar la fe en Dios, lo que consiguen es alienar la fe haciéndola odiosa. Y haciendo además insoportable la práctica religiosa
La cosa está clara. Mientras las religiones se aferren a un Dios que entra en conflicto con lo humano, con la felicidad, la dignidad, la libertad y el disfrute de la vida, cosas a las que tenemos derecho los humanos, ni Dios ni la religión tienen futuro.”

 JOSÉ MARÍA CASTILLO

sábado, 22 de diciembre de 2012

JUNTOS, EN UN MUNDO NUEVO.

“La esencia de estar a solas, a solas consigo mismo, no está en huir de todas las personas de este mundo. Esto no tiene ningún sentido. No se trata de huir de la gente ni de correr a buscarla. Estar solo es simplemente otra forma de estar con ellos.

El estar físicamente presente para todos es casi siempre más o menos irrelevante. Se está o no se está. Y eso no tiene en realidad tanta importancia, puesto que estamos unidos en el Espíritu. Y así es como será en el cielo. En el cielo hay una verdadera vida comunitaria, sin pequeñeces ni trivialidades. Allí, no nos preocupamos por nuestra propia identidad y nuestra individualidad, y todas esas minucias.
En el cielo, todas las cosas serán como cuando son mejores que nunca para nosotros aquí en la tierra, y mucho mejores. En otras palabras, allí seremos realmente uno. Este es el propósito de nuestra vida, lo que buscamos y anhelamos, y lo que vamos a tener. Seremos salvos, seremos libres, seremos uno.

No tenemos que preocuparnos por el hecho de que las cosas sean ahora imperfectas. El tiempo se avecina, y será mucho mejor de todo cuanto podamos pensar o imaginar. Y así será porque seremos uno. Así, cuando estamos juntos, enriquecemos nuestra eternidad.
Esto es lo que significa ser cristianos. Así es como obra Dios. Y lo que hace que le estemos tan agradecidos. Sabemos que no es nuestra misión hacer que las cosas “funcionen”, ni satisfacer ninguna clase de precondiciones, ni “enderezar” todas las cosas”.

Thomas Merton.
Los Manantiales de la Contemplación.

NAVIDAD


¿En qué lugar oscuro y olvidado, en que gruta o pesebre, vendrá a nacer Jesús esta Navidad? Siempre estamos aguardando lo grande, lo extraordinario, lo popular, y olvidamos que los caminos del Espíritu son otros. Jesús nació en Belén, en una aldea olvidada de Palestina, en una gruta, a la que sólo acudió gente rara, pobre, sencilla. Ellos supieron ver la luz que los guiaba, porque estaban despiertos; ¿Y nosotros? ¿Sabremos ver la luz que nos lleva a lo nuevo?

viernes, 21 de diciembre de 2012

ESPERAMOS...

No hay título más apropiado y más hermoso para la Virgen en Adviento que este, Madre de Nuestra Esperanza. En el cuarto domingo de este tiempo litúrgico la figura de María de Nazaret cobra especial relieve: ella es la que acoge en su seno fecundo el proyecto de Dios, y con su confianza, su asentimiento, su fidelidad, se hace cooperadora de lo Divino. La imagen de María, que gozosamente espera un hijo, es el símbolo más claro de que siempre hay un mañana. La mujer sabe que tras los dolores del parto llega la alegría de una nueva vida, desbordando futuro. Así entramos en la Navidad: confiando, anhelando, acogiendo, ofreciendo. Así queremos recibir también el nuevo año. Así tendríamos que vivir siempre, como quien se sabe fecundo, portador de vida. Imagino a María, sentada junto a José, al calor de una lumbre, en medio de la noche, contemplando un cielo repleto de estrellas. Ella toma la mano de José y la pasa por su vientre hinchado. ¡Qué gozo pensar en el hijo que va a nacer! Porque, más allá de toda vicisitud, un hijo es un don para el mañana, y todo don ha de ser motivo de alegría y de alabanza.

María y José saben que Dios les ha bendecido, y esperan.
Es humano sentir cierta inquietud ante el futuro que les aguarda, pero no sienten miedo. El hijo por nacer aparta todo temor de sus corazones.
Dios ha hecho una promesa, y ahora la misión es ESPERAR.

ACEPTAR, COMPRENDER, AYUDAR.

"Estoy hecho una contradicción:
comprenderlo es piedad,
aceptarlo es amor, 
ayudar a otros a hacer lo mismo es compasión".

Thomas Merton, Notebook 17.

martes, 18 de diciembre de 2012

LIBERTAD Y COMPROMISO.

"Para ser un hombre de Iglesia yo he de ser plenamente yo mismo, plenamente responsable y libre ante Dios, y no una unidad o un mero número".

"Yo no deseo limitarme a crear por mí mismo y para mí mismo una vida nueva y un mundo nuevo, sino que deseo que Dios los cree en mí y a través de mí".

Thomas MERTON, Diarios.

domingo, 16 de diciembre de 2012

BUSCAR A CRISTO EN NUESTRO MUNDO



“Nuestra tarea es buscar y encontrar a Cristo en nuestro mundo tal como es y no como podría ser. El hecho de que el mundo sea diferente de lo que podría ser no altera la verdad de que Cristo está presente en él, y que Su plan no ha fracasado ni cambiado…
Nuestro Adviento es la celebración de esa esperanza. Lo que es incierto no es la “venida” de Cristo sino nuestra acogida a Él, nuestra respuesta a Él, nuestra docilidad y capacidad de “salir” a Su encuentro. Hemos de estar dispuestos a verle y a aclamarle, como hizo Juan, aun en el mismo instante en que todo el trabajo de nuestra vida y todo su significado parecen derrumbarse. En efecto, cosa aun más temible, la misma Iglesia quizá sea llamada algún día a señalar al Redentor victorioso y Rey de los tiempos en medio del derrumbamiento de todo lo que ha edificado laboriosamente la devoción de siglos y culturas, con sincera intención de que fuera cristiano.
El advenimiento de Cristo en la historia no está esencialmente vinculado al desarrollo y progreso de una civilización cristiana. La “cristiandad” es y ha sido una gran cosa, pero nunca ha sido un bien absoluto y sin matizar, ni un bien en sí mismo. La cristiandad no es el cristianismo. No es “el Reino” y no es el Cristo místico.
La realidad de la cultura cristiana emana ciertamente de la presencia de Cristo en el mundo, pero no es idéntica a esa presencia. Nuestro Adviento no es una celebración de valores tradicionales meramente culturales, por grandes y dignos de perpetuación que sean. El adviento no es un mero retorno, una repetición, una renovación de lo antiguo. No puede ser el regreso a la infancia personal o social. La venida del Señor, que es lo mismo que Su “presencia”, es la venida de lo nuevo, no la renovación de lo viejo, y la Historia Sagrada es como el río de Heráclito en que nadie se baña dos veces”.

Thomas Merton, Tiempos de celebración.

Ser parte de todo...

¡Oh Dios! Somos uno contigo. Tú nos has hecho uno contigo. Tú nos has enseñado que si permanecemos abiertos unos a otros Tú moras en nosotros. Ayúdanos a mantener esta apertura y a luchar por ella con todo nuestro corazón. Ayúdanos a comprender que no puede haber entendimiento mutuo si hay rechazo. ¡Oh Dios! Aceptándonos unos a otros de todo corazón, plenamente, totalmente, te aceptamos a Ti y te damos gracias, te adoramos y te amamos con todo nuestro ser, nuestro espíritu está enraizado en tu Espíritu. Llénanos, pues, de amor y únenos en el amor conforme seguimos nuestros propios caminos, unidos en este único Espíritu que te hace presente en el mundo, y que te hace testigo de la suprema realidad que es el amor. El amor vence siempre. El amor es victorioso. AMÉN.
-Thomas Merton-

Para intercambiar comentarios sobre Thomas Merton y otros maestros contemporaneos del espíritu.