Seguidores

domingo, 20 de enero de 2008

REGRESO DEL POETA.


Rescatar al poeta de las manos del tiempo,
Traerlo de regreso.
Sentarse frente a él tomándole las manos,
Y evocar, dulcemente,
resplandor y misterio,
dolor e incertidumbre.
Mostrarle que es posible
recuperar la historia,
La sílaba, el silencio
Ir cantando bajito aquella melodía
Que susurraba el viento.
Y contarle de Dios, de los amigos,
Del torrente de rostros que encandila,
De la ciudad que vuelve
a envolvernos el cuerpo
Con el polvo, la soledad, la noche.

Regreso del poeta.
Desamparado, terco,
vacío, consternado.
Otra vez disponible
a los embates del dolor
en las mañanas de diciembre.
Otra vez violado por la vida
Y otra vez ignorado por Dios,
abiertamente,
para que pueda dar a luz la poesía.


(2003).

2 comentarios:

M. Jose dijo...

Poeta con espíritu de inquieta calma y rastros de momentos en soledad...
Precioso poema
Jose

Analía dijo...

bellisimo!
Para cuando un libro de poemas?

Ser parte de todo...

¡Oh Dios! Somos uno contigo. Tú nos has hecho uno contigo. Tú nos has enseñado que si permanecemos abiertos unos a otros Tú moras en nosotros. Ayúdanos a mantener esta apertura y a luchar por ella con todo nuestro corazón. Ayúdanos a comprender que no puede haber entendimiento mutuo si hay rechazo. ¡Oh Dios! Aceptándonos unos a otros de todo corazón, plenamente, totalmente, te aceptamos a Ti y te damos gracias, te adoramos y te amamos con todo nuestro ser, nuestro espíritu está enraizado en tu Espíritu. Llénanos, pues, de amor y únenos en el amor conforme seguimos nuestros propios caminos, unidos en este único Espíritu que te hace presente en el mundo, y que te hace testigo de la suprema realidad que es el amor. El amor vence siempre. El amor es victorioso. AMÉN.
-Thomas Merton-

Para intercambiar comentarios sobre Thomas Merton y otros maestros contemporaneos del espíritu.